¡Yo me derretiría…!

2021.11.23@2x-50

Home | Un Milagro Cada Día | Milagros | ¡Yo me derretiría…!

¿Alguna vez has ayudado a alguien, y tras dar lo mejor de ti, la otra persona ni siquiera te ha dado las gracias? A mí me ha pasado en unas cuantas ocasiones, y sé lo frustrante que puede llegar a ser…

Por el contrario, ¡qué refrescante es encontrarse con personas agradecidas! Personas que valoran lo que has hecho por ellas, y que puedes ver que están deseosas de poder devolverte el favor de alguna manera, para poder también bendecirte. 

Considerando estos dos ejemplos, ¿cuál crees que describe mejor tu relación con Dios? ¿Eres como aquél que ni siquiera Le da las gracias, o eres más como la persona que valora cada cosa que Él hace en tu vida, y que quiere agradarle? ¿Quizá algo entre medias?

Mi querido/a amigo/a, ¡la gratitud es algo tan precioso, y que trae tanto gozo al corazón de Dios! Imagina qué sentirías si uno de tus hijos pequeños viniese a ti, y tuviese una actitud de total gratitud por lo que haces por él/ella. ¿Acaso no tocaría eso tu corazón? ¡Yo me derretiría! =) ¡Así es Dios cuando manifestamos esa actitud de gratitud plena y sincera!

La Biblia nos anima a dar “siempre gracias por todo al Dios y Padre, en el nombre de nuestro Señor Jesucristo” (Efesios 5:20). Fíjate en lo que dice: por TODO. En cada momento, en cada situación, aun en momentos en los que las cosas no salen como esperabas o en los que te toca pasar por valles de sombra de muerte… que siempre Dios sea Tu roca fuerte, y que puedas darle gracias porque está contigo, a tu lado, y por lo que Él está haciendo en tu vida. 

¡Sí, no dejes nunca de dar gracias a Dios! Él te ama, y cuando tienes fe para seguir dándole gracias aun en medio de las dificultades, verás cómo las puertas del Cielo se abren sobre tu vida.

¡Eres un Milagro!

Firma Christian (reducida)

¿Quieres recibir este email diario de aliento en tu dirección de correo electrónico? Solo tienes que suscribirte a “Un Milagro Cada Día” en este formulario.


                   
* Al suscribirte, aceptas los términos y condiciones de uso de Jesus.net, así como la Declaración de Privacidad.

Leave a Comment