¿En qué estaba pensando? ?

Home | Encuentra todos los mensajes | ¿En qué estaba pensando? ?

¿Alguna vez has experimentado esa especie de miedo cuando por la noche tienes que levantarte para ir al baño? =)

Recuerdo que cuando era pequeño solía pasarme bastante a menudo. En esos casos, iba rápido hasta el baño y trataba de darme prisa, para así poder regresar lo antes posible a mi habitación. Lo más gracioso es que, cuando en medio de esa carrera me ponía a pensar en otras cosas, esos miedos desaparecían rápidamente. Mi mente de alguna manera potenciaba el miedo cuando centraba mi atención en la oscuridad, pero cuando cambiaba mis pensamientos, el problema desaparecía al momento. 

Querido(a) amigo(a), a veces centramos demasiado nuestra atención en nuestras ataduras y pecados. Magnificamos los problemas, ponemos toda nuestra atención en ellos, y nos olvidamos de la solución que Dios ya ha preparado para nosotros. 

La Biblia dice: “Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros: fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia, que es idolatría” (Colosenses 3:5). Me encanta de hecho la forma en la que lo dice esta otra versión: “Vive como alguien que ha muerto a cualquier forma de pecado…” (Colosenses 3:5, traducido del inglés de TPT).

Es cierto: quizá estás luchando contra algunos de los pecados de esta lista, o con otros, y sientes que estás perdiendo la batalla. Pero, ¿sabes cómo puedes hacer morir esas ataduras en ti? Sencillamente quita tus ojos de ellas. Deja de prestarles tu atención, deja de magnificarlas, y en lugar de eso, actúa como si fueses libre, porque en verdad lo eres. ¡Jesús te ha hecho libre: es tiempo de que camines en esa libertad! 

Vamos a orar: “Señor, te doy gracias porque en Ti tengo el poder para morir a todas las cosas que me esclavizan, y de caminar como una persona totalmente libre. ¡Gracias Señor por Tu libertad! Quiero poner mi mente en Ti cada día, y vivir en la perfecta libertad que me has regalado. ¡Que Tu Nombre sea levantado en mi vida! En el Nombre de Jesús. ¡Amén!”

Disfruta hoy de la libertad preciosa que te da el Señor.

¡Eres un Milagro!
Christian Misch