Dios no es tu enemigo

Jueves Face@2x-100-min

Home | Un Milagro Cada Día | Milagros | Dios no es tu enemigo


Hirō Onoda es un japonés que ingresó en el regimiento 61 de infantería de Wakayama en el mes de diciembre del 1944. Destino: las Islas Filipinas, en aquél tiempo territorio americano ocupado por Japón. En 1945, las tropas americanas recuperaron la isla. No obstante Onoda continuó con la guerra, se negaba a aceptar que hubiese terminado. En 1959 fue declarado legalmente muerto en Japón. Encontrado por un estudiante japonés, Onoda rehusaba obstinadamente a aceptar la idea de que la guerra hubiese terminado hasta que recibiese de su superior en rango la orden de deponer las armas. En 1974, el antiguo comandante de Onoda se desplazó a Lubang para informarle sobre la derrota de Japón y ordenarle que dejase las armas. El teniente Onoda abandonó la jungla 29 años después de que la Segunda Guerra Mundial hubiese terminado.

Lo mismo que Onoda, nosotros muchas veces nos escondemos de Dios y tenemos miedo de él. Confiamos sinceramente en el Señor con respecto a nuestra salvación, pero creemos que nuestros pecados ocasionales nos convierten en enemigos de Dios y que la guerra sigue su curso. Sin embargo, esta guerra entre Dios y nosotros está acabada. Somos salvos, reconciliados y amigos de Dios. La Biblia dice en Romanos 5.10: “Cuando éramos enemigos de Dios, fuimos reconciliados con él mediante la muerte de su Hijo”

La palabra “reconciliado” viene del griego “katallasso”(καταλλάσσω) que significa “volver a tener favor con alguien”. Amigo(a) mío(a), créetelo. Ya no eres enemigo(a), sino amigo(a) de Dios. Dios te ha reconciliado(a) con Él por la muerte de Su Hijo. ¡Jesús vive en ti! ¡Tienes su favor en tu vida!

¡Gracias por existir!
Eric Célérier

¿Quieres recibir este email diario de aliento en tu dirección de correo electrónico? Solo tienes que suscribirte a “Un Milagro Cada Día” en este formulario.

* indicates required
    *

Leave a Comment